Desmadre en Peñas Blancas

Saludos queridas almas: Hoy comentaremos sobre la situación infernal que se vive en el puesto fronterizo con Nicaragua en Peñas Blancas y de cómo este lugar es tierra de nadie. Uno de nuestros agentes infernales nos proporciona el siguiente reporte:

MIGRACIÓN 
Para empezar todos los días las personas, entre ellos turistas, nicaragüenses y nacionales que tratan de pasar al lado nica se ven acosados al llegar al edificio (si es que se le puede llamar asi) de Migración por los "cambiadores" de plata, los cuales persiguen en bandadas a cuanto automotor aparece, para tratar de cambiarles por la moneda de curso que requieran, provocando de inmediato un sentimiento de temor y acoso. 

Luego de que se han tratado de deshacer de dicha peste, deben tomar la decisión de hacer el trámite expedito (poner unos $ dentro del pasaporte para agilizar) o enfrentarse a una fila que se le puede tomar el tiempo con calendario, teniendo que soportar a los funcionarios de Migración hablando por sus celulares de asuntos personales.

Todo lo anterior en un ambiente plagado por gavilanes, cambiadores y gente que busca la manera de sacarles plata solo por estar ahí esperando un trámite que no debería tardar más de quince minutos, y que se podría prolongar de 3 a 6 horas dependiendo de la cantidad de gente, sin olvidar que hay solo dos baños y dos lavatorios disponibles en estas paupérrimas instalaciones. Claro y tomando en cuenta de que el bus tuvo que tirarse por la izquierda en contra vía arriesgando que la unidad se vuelque, producto de la fila de camiones que es tradición esté 4 o 5 kms antes de llegar a la frontera. 

CAMIONES 
Estos vehículos de 18 llantas y sus pobres conductores, es tradición desde hace años que tengan que esperar de 6 a 12 horas en promedio para poder pasar el puesto fronterizo, haciendo que todos las personas que vienen y van en esa ruta arriesguen su vida transitando en contra vía para poder llegar a sus trabajos o destinos.

Este caso patético es producto de una serie de entidades que se tiran la pelota de unos a otros para justificar la situación que entre ellos esta el MOPT , CONAVI, la Aduana, el Ministerio de Hacienda, Migración, Aduana Nicaragua entre otros. Esta situación genera gastos de combustible, perdida de tiempo, riesgo sanitario, prostitución de menores entre otros. 

Para este caso especifico la empresa para la que trabajo instaló una almacén fiscal con todas la comodidades para que toda la presa que genera el proceso de internamiento sea trasladada a nuestras facilidades, cosa que se da en todos los puntos de ingreso del país. 

Sin embargo hasta el momento solo tenemos las unidades que son generadas por el proceso de Aduanas, ya que los 1000 camiones mensuales que hacen presa por los requisitos del MAG tienen que esperar por los funcionarios del ministerio (MAG y SENASA) en zona primaria en paupérrimas condiciones. A pesar de tener las instalaciones necesarias en nuestra ubicación, han preferido seguir en el chinchorro que tienen, en el cual ni siquiera cuentan con los requisitos mínimos de salubridad para funcionar. 

Lo anterior ya se denunció ante el Ministerio de Salud pero parece que todos se cubren con la misma cobija. Es una lástima que la empresa privada haga el esfuerzo que el gobierno no hace, y quieran seguir haciendo mal las cosas, por situaciones sin ninguna explicación razonable.