Directivos suspendidos de la Cruz Roja se autointegran en sus cargos

Saludos queridas almas: Sigue la novela de la Cruz Roja, en días pasados el Tribunal de Ética de esa entidad suspendió a cinco directivos, entre ellos el presidente, secretaria, subsecretaria y dos fiscales, por una investigación que "supuestamente" no está vinculada con manejo de fondos, sino con mal manejo de actas.

A nuestro despacho infernal llegó un documento suscrito por los fiscales suspendidos de la Cruz Roja, donde al final indican que la Fiscalía deja sin efecto la suspensión temporal de los directivos aplicada por el Tribunal de Ética, aunque "resuelven" que pueden seguir con la investigación.

Así las cosas, los directivos suspendidos se oponen a que exista una investigación objetiva los hechos que se denuncian, porque meterse a la brava en el cargo, no puede tener otro fin que entorpecer las investigaciones. Con este panorama, ya podemos predecir lo que ocurrirá en la Cruz Roja.

Fuera del tema central de esta publicación, llama la atención de este pobre diablo que quienes suscriben el documento de la fiscalía se denominen "Coronel" y "Sargento", siendo estos grados militares en un país civilista, sin ejército y que ni siquiera se utilizan en la policía. Es extraño que la Cruz Roja como organización civil humanitaria no haya eliminado esos rangos, permitiendo militares wannabe.

Próximamente publicaremos más informes sobre otros casos particulares que ocurren en la Cruz Roja, porque es necesario que estas cosas las conozca la opinión pública, con el fin de sanear a esta Benemérita Institución.