¡Al Infierno el maltrato animal!

Saludos queridas almas: Me uno al llamado de varios grupos a nivel nacional para que la Asamblea Legislativa apruebe una reforma que endurezca las sanciones por maltrato a los animales. Creo que esta reforma es necesaria, y tras de que los diputados fueron tan irresponsables en no aprobarla en sesiones ordinarias, ahora viene el PAC a querer robarse el show solicitando que sea el Ejecutivo que lo convoque a extraordinarias, cuando esta ha sido una iniciativa proveniente de organizaciones civiles, que no es reciente y que pudo aprobarse hace mucho rato en sesiones ordinarias.

No es justo que los políticos quieran usar este tema para figurar. Sin importar la filiación partidaria, creo que la gran mayoría coincidimos en que unos sujetos como los cabrones que le sacaron los ojos a un perro por pura diversión, deben ser sancionados a nivel penal. De un tiempo para acá hay mayor conciencia entre la población y las denuncias por maltrato animal se han incrementado, ahora es necesario que se establezcan sanciones que no queden solo en el papel.

Creo que tampoco podemos irnos al extremo de exigir licencia para tener mascotas -con toda una serie de requisitos burocráticos- como propusieron el año pasado dos "brillantes" legisladores del PLN y PUSC. Si siguiéramos la lógica de esa propuesta, sería necesario exigir licencia para tener hijos. 

Hace casi un año, cientos de costarricenses protestaron contra el maltrato animal, y sin embargo su llamado sigue siendo ignorado. No se vale que los políticos se tiren la pelota de un lado para otro y no resuelvan el tema de una buena vez; los diputados son los principales responsables, porque esta iniciativa contra el maltrato animal no es algo nuevo que llegó con el perrito Tobby, si no que tiene bastante rato de estar en la corriente legislativa.

El maltrato de animales por diversión no se justifica bajo ninguna circunstancia. Una cosa es matar a un animal para alimentarse y otra muy diferente es la tortura con fines recreativos...quien disfrute de ella, está muy jodido de la cabeza y hay que prestar mucha atención, porque esa conducta puede derivar en un futuro homicida.

¡Que los diputados aprueben sanciones contra el maltrato animal o que se vayan al infierno!